Almuñécar hará una recreación virtual de cómo era el Castillo de San Miguel en la antigüedad con códigos QR

 

 

El Área de Cultura del Ayuntamiento de Almuñécar desarrolla un proyecto de mejora en la información al visitante del Castillo de San Miguel con recreaciones en la antigüedad y virtuales aprovechando los códigos QR. Esta iniciativa se suma a un tratamiento integral de limpieza, tratamiento y pintado de varios espacios del mismo y de la Factoría de Salazones del parque El Majuelo. El presupuesto total es de 45.624,62 euros. y lo ejecuta la empresa local Almuñécar Vertical, según ha informado el concejal delegado de Cultura, Alberto García Gilabert , tras la visita al citado monumento.

“El castillo es nuestro monumento más especial y lo queremos tratar con muchísimo cariño. Se van a pintar todos los espacios exteriores colindantes a las murallas al igual que el Pabellón Militar que estaban muy deteriorados por las inclemencias del tiempo. Estas labores se complementan a los trabajos realizados con anterioridad en el entorno de la factoría de salazones del parque El Majuelo”, explica García Gilabert.

El edil de Cultura destacó la realización de una mayor y mejor difusión aprovechando las nuevas tecnologías, “como es la inclusión de un código QR en cada resto arqueológico para facilitar la interpretación del lugar y así, el visitante verá la recreación del lugar de cómo era en la antigüedad. Las recreaciones virtuales las ha realizado el artista local, Toni Quirós, con el seguimiento del arqueólogo municipal, Iván Ruiz ”, señala el edil sexitano.

Por otro lado, el concejal ha informado que se realizarán otros trabajos de mantenimiento y mejora en el Castillo de San Miguel, donde se reformarán las escaleras interiores del complejo y se hará una ruta accesible para personas con discapacidad. Asimismo, se van a marcar los itinerarios de los visitantes.

“El castillo ha formado parte de todas las civilizaciones que ha pasado por Almuñécar:, árabe, romana y cristiana…. En base a esto, vamos a marcar una ruta con grava para que los visitantes vayan siguiendo ese camino. Se va a diferenciar entre dos tipos de grava, una roja, que marcará los espacios arqueológicos de cada una de las épocas, y luego, una gris, que marcará la ruta del visitante”, dijo Alberto García Gilabert.

Cabe destacar que el monumento del Castillo de San Miguel está teniendo un mantenimiento constante y “los empleados del área de Cultura están apoyando estas tareas dos veces en semana. Tenemos un calendario semanal para el mantenimiento por zonas porque es un espacio muy grande”, indica el edil de Cultura de Almuñécar


Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Share on email
Email